viernes, 2 de abril de 2010

Adelgazamiento de la Capa de Ozono

El adelgazamiento de la capa de ozono es uno de los problemas ambientales que más interesa al mundo actual.
Nosotros estamos muy preocupados por lo que está pasando y pensamos que sería bueno que te contáramos lo que pudimos investigar. Queremos cuidar el ambiente y por eso tenemos que aprender cómo evitar que este problema continúe.
Hay muchas cosas difíciles de entender sobre este fenómeno pero vamos a tratar de que juntos lo comprendamos. Ahí va...

¿Qué es la capa de ozono?

Para empezar debemos explicarte qué es el Ozono.

El Ozono es una molécula (átomos unidos químicamente) compuesta únicamente por Oxígeno pero, a diferencia del que respiramos (O2), en el ozono se encuentran unidos 3 átomos formando O3. Puede parecer que, como están compuestos por los mismos átomos, el O2 y el O3 (ozono) se parecen, pero la verdad es que son muy distintos.

Por empezar el O2 no tiene olor ni color. El O3, en cambio, tiene color azul, un olor muy intenso e incluso es perjudicial para la salud. ¡Ojo! salvo cuando está en la estratosfera, allí es fundamental para la vida en la Tierra. Sumado a esto, el O3 es mucho más escaso. Imagínate que la Agencia de Protección Ambiental de los Estados Unidos ha calculado que por cada 10 millones de moléculas de aire, cerca de 2 millones son de O2 (que necesitamos para respirar) y tan sólo 3 moléculas corresponden al O3.

Ahora si, ¿qué es la capa de ozono? Como ya hemos visto, la atmósfera está dividida en varias capas. Desde los 10 Km. hasta aproximadamente 50 Km. se encuentra la capa conocida con el nombre de estratosfera. Allí, entre los 15 y los 30 Km., es donde se encuentra lo que conocemos como capa de ozono.

Se llama así a una gran cantidad de moléculas de ozono que se acumulan en la atmósfera y juntas actúan como una especie de escudo para algunos rayos solares. Por esto es que es tan importante para nosotros.

¿Cómo funciona esto? El sol emite rayos ultravioletas (UV) que se suelen dividir en tres grupos: UV-A, UV-B y UV-C. El ozono permite el paso de los UV-A e impide el de los UV-C, pero lo más importante es que limita la entrada de gran parte de los rayos UV-B, que son perjudiciales para la vida.

La cosa no es simple. El Oxígeno en forma de O2 asciende en la estratosfera, pero cuando se encuentra con los rayos UV estos separan la molécula. Cuando tres átomos de Oxígeno que andan sueltos se encuentran se unen para formar Ozono.

Luego viene otro rayo UV y parte esta molécula destruyendo el Ozono y dejando los tres Oxígenos sueltos, listos para formar O2 o O3.

Es decir que el O3 está continuamente construyéndose y destruyéndose y esto es perfectamente normal. Los niveles de ozono suben y bajan pero siempre dentro de un rango normal.

Lo bueno de todo esto es que el rayo UV-B que rompió el O2 para formar O3 y luego el O3 para formar O2 ya no llegará a la superficie de la Tierra. Podría decirse que quedó "retenido".

De esta forma puedes ver como es que el O3 nos protege de los UV-B y por eso te decíamos que muchas moléculas juntas actúan como si fueran un escudo.

Pero entonces, ¿cuál es el problema?

¿Cuál es el problema?

Hasta acá venimos hablando de un proceso natural que es muy bueno para la vida. La cantidad de O3 varía con la radiación solar dependiendo del lugar del mundo en el que uno se encuentre, de la altitud y de la estación del año en la que se mida.

Pero existe un problema que se conoce como adelgazamiento de la capa de ozono y que puede tener consecuencias muy graves para nuestro planeta. Los científicos han detectado variaciones en la cantidad de Ozono que van más allá de los cambios naturales y que tienen su origen en la actividad del hombre.

Ocurre que hace más de 50 años comenzamos a utilizar algunas sustancias químicas que destruyen el ozono y están haciendo que el escudo del que hablábamos se esté debilitando.

Sus nombres pueden ser difíciles de recordar pero para que los sepas te los vamos a nombrar. Los CFCs son los CloroFluoroCarbonos, que se utilizan como refrigerantes, solventes, agentes espumantes y algunas cosas más. Otros compuestos que afectan la capa de ozono por contener cloro (Cl) son el Metil cloroformo (solvente) y el Tetracloruro de carbono (químico industrial). Por otro lado hay sustancias que afectan el ozono por contener bromo (Br). Entre estos, los más comunes son los halones, utilizados para extinguir el fuego.

Lo que pasa es que estas sustancias son muy estables por lo que son dispersadas por el viento y llegan a la estratosfera (donde se encuentra la capa de ozono). Mientras que estas moléculas no se rompen no pasa nada, pero cuando se encuentran con los rayos UV se parten... y ahí empieza el problema. Al partirse liberan cloro (Cl) o bromo (Br) atómico -dependiendo de la sustancia- y estos son los que destruyen el ozono.

Existen otras fuentes que contienen cloro y bromo (las piletas de natación, los volcanes, el mar, distintos procesos industriales) pero estas no alcanzan la estratosfera porque se combinan con agua y caen en forma de lluvia.

Algunos organismos marinos y grandes incendios pueden generar cloro que alcance nuestro ozono pero son responsables de tan sólo el 15% del cloro generado. El resto es obra del hombre...

Para los CFCs, halones y demás compuestos no hay mecanismos de limpieza naturales en la troposfera (parte más baja de la atmósfera ) por lo que eventualmente llegan a la capa de ozono.

El cloro y el bromo rompen las moléculas de O3 y, si bien se sigue produciendo ozono naturalmente en la estratosfera, es más la cantidad que se destruye que la que se construye. Y es así como vamos perdiendo este poderoso escudo que nos protege de los rayos UV-B (a menor cantidad de ozono, menor protección).

¡¡¡Imagínate que un átomo de cloro puede destruir cerca de 100.000 moléculas de ozono!!!

Pero seguramente habrás oído hablar del agujero de ozono. Se conoce con ese nombre al sector en el que el adelgazamiento de la capa es mayor: la Antártida.

Si bien es muy difícil comprender los procesos químicos y meteorológicos que llevan a que se produzca en el Polo Sur y no en otro lado (aunque el Polo Norte ha comenzado a ser afectado también), lo cierto es que el problema es muy grave. Piensa que se han llegado a registrar disminuciones de hasta el 60% en la cantidad de ozono estratosférico...

Si tenemos en cuenta que por cada 1% menos de ozono hay un 2% más de incidencia de los rayos UV-B sobre la superficie de la tierra, nos damos cuenta que el problema es muy serio.


El agujero de ozono

Como te decíamos, el agujero de ozono es el sector en el cual el adelgazamiento de la capa de ozono es mayor. Se trata de un área en la cual la destrucción del ozono estratosférico es muy intensa por lo cual la protección frente a los rayos UV-B disminuye muchísimo.

¿Es decir que no es realmente un "agujero" sino un lugar en el cual hay menos ozono...? ¡Exacto! Te proponemos que lo veas con nosotros, pero antes es importante que te contemos algunas cosas para que entiendas lo que vas a ver.

Para detectar el agujero se mide la cantidad de ozono presente en la columna vertical de aire, es decir, cuanto ozono hay entre la superficie de la tierra y el espacio exterior. Esta medición se expresa en Unidades Dobson (DU). El agujero se define como el área que tiene menos de 220 Unidades Dobson en la columna vertical de aire.

El gráfico que te mostramos es el planeta visto desde encima del Polo Sur y si te fijas bien vas a poder reconocer las partes de los continentes. En el medio está la Antártida que es la más afectada por este problema ambiental pero si sigues mirando vas a poder reconocer América del Sur, Argentina, Chile...

Las distintas cantidades de ozono se muestran como manchas de distintos colores, es decir que si en dos lugares hay un mismo color es porque también tienen aproximadamente las mismas DU de ozono. El agujero aparece en rojo y púrpura así que presta atención a esos colores para ver que es lo que pasa y cuanto crece.

También es importante que sepas que este es un fenómeno estacional que aparece durante la primavera ya que esa es la época del año en que la destrucción del ozono es mayor.

Presta atención a las fechas pero ten en cuenta que en Estados Unidos (de donde es este gráfico) se pone primero el mes, después el día y por último el año así que 09/01/95 es el 1º de Septiembre de 1995.

A partir del día 15 de ese mes verás que la cosa cambia, el rojo y el púrpura aparecen y crecen más y más... ESE es el agujero de ozono.

Luego, cuando se acaba la primavera, vemos que el agujero vuelve a disminuir y que para finales de Diciembre prácticamente ha desaparecido... hasta el año siguiente.

Pero... ¿cómo saber si este fenómeno es reciente o ha estado siempre? ¿Cómo estar seguros de que este no es uno de los tantos sistema terrestres que nosotros desconocíamos? Pues bien, es sencillo; sólo hace falta un poco de historia. Mirar atrás para ver la evolución de este adelgazamiento año tras año.


Evolución de la capa de ozono

Aquí puedes ver la evolución del llamado "agujero" de ozono, a partir de imágenes construidas en base a datos de la cantidad de Unidades Dobson en la columna vertical de aire sobre nuestra bellísima Antártida. Cuanto menos ozono hay (violeta y azul) mayor ha sido la degradación de esta importante capa protectora. Puedes ver que año tras año es más amplia el área afectada por este problema y es por eso que tanto nos preocupa y ocupa.

Ahora si ya sabes que es el adelgazamiento de la capa de ozono, como ocurre y porque pero nos falta saber que consecuencias trae...

¿Qué consecuencias trae?

Como ya sabes, menos ozono significa menos protección contra los rayos UV-B. Es por esto que si no se revierte el adelgazamiento de la capa de ozono, la superficie terrestre estará expuesta a niveles cada vez mayores de estos rayos.

Ahora bien, ¿que es lo que hacen estos rayos ultravioleta (UV)? Básicamente... destruyen el ADN.

Los ADN son moléculas muy grandes y complejas que se necesitan para la reproducción de los seres vivos. Sin ellas sería imposible la vida.

Ahora bien, ya hemos visto que moléculas son átomos unidos por enlaces, que son los que mantienen juntos a todos los componentes. Lo que hacen los rayos UV-B es romper esos enlaces. Ya te podrás dar cuenta de la gravedad de este problema.

Por un lado están las consecuencias de los UV-B sobre los seres humanos. Estos rayos han sido vinculados con varias enfermedades que sufre el hombre como cáncer de piel, cataratas en los ojos y otras afecciones oculares y disminuciones en el sistema inmunológico.

Además está el problema de los efectos que causan en las plantas. Los rayos ultravioleta alteran los procesos fisiológicos y de desarrollo e indirectamente modifican su forma, distribución de los nutrientes y etapas de crecimiento lo cual es perjudicial para su supervivencia.

Si consideramos que todos los ecosistemas dependen de las plantas nos daremos cuenta de la gravedad de este daño. Pero si pensamos en la gran cantidad de personas que dependen de las cosechas para tener alimento... no nos queda otra que ponernos a trabajar para revertir la situación.

Los rayos UV-B traen además serias consecuencias sobre los ecosistemas marinos. El fitoplancton es la base de todas las cadenas alimentarias de nuestros mares y océanos. Bueno, se ha demostrado que estos rayos afectan su movilidad y causan muchas veces su muerte. Por otro lado, los UV-B provocan daños en peces, camarones, anfibios y otros animales marinos durante sus primeras etapas de desarrollo, lo cual afecta sus capacidades de reproducción y lleva a una reducción en el tamaño de las poblaciones .

Sumado a esto, el incremento en los rayos ultravioleta altera los ciclos biogeoquímicos, como el del carbono, lo cual puede tener influencias sobre el efecto invernadero .

¿Qué se está haciendo por el ozono?

Como ya sabes, menos ozono significa menos protección contra los rayos UV. Es por esto que si no se revierte el adelgazamiento de la capa de ozono, la superficie terrestre estará expuesta a niveles cada vez mayores de estos rayos.

Por este motivo los gobiernos de muchos países se juntaron en 1985 para manifestar su voluntad de encontrar una solución global a este problema. ¡Si nos afecta a todos debemos solucionarlo cooperando entre todos!

Dos años más tarde, en 1987, 29 países firmaron el Protocolo de Montreal. En él se acordaron medidas preventivas para proteger nuestra capa de ozono mediante la restricción a la producción y consumo de ciertos CFCs y Halones. Hoy son más de 160 los gobiernos que lo ratificaron.

El 1º de Enero de 1989 entró en vigencia el protocolo. Si bien su contenido puede ser complejo te podemos contar que básicamente se acordó "congelar" la producción y consumo de CFC y halones y disminuir en un 50% el consumo de CFCs en 10 años. Los países en desarrollo consiguieron que se les extendiera el período en 10 años más.

Es muy importante lo que se está haciendo para proteger nuestro ozono estratosférico pero hay cosas que tu también puedes hacer. El primer paso ya lo diste al informarte sobre este problema, sus causas y sus consecuencias.

En segundo lugar debes saber que cada vez es más frecuente encontrar aerosoles que no contengan CFCs, por lo que puedes comprarlos con tranquilidad (aunque recuerda que cuanto menos utilices será siempre mejor para el ambiente). Si tienes alguna duda fíjate que en el envase diga que no destruye la capa de ozono.

Y por último hay medidas que tú debes tomar para protegerte de los rayos UV. Tienes que recordar que estos rayos son altamente peligrosos para todos los seres vivos, incluyéndote a ti.

Siempre que te vayas a exponer al sol procura utilizar un protector solar adecuado (FTS 20 o más) y evitar hacerlo entre las 11:00 y las 16:00 hs. Es muy importante que cuides tu piel porque si bien es lindo estar bronceado... cada vez es más peligroso y ya no podemos ser tan descuidados. Los adultos crecieron en un tiempo en el cual no debían preocuparse demasiado por el sol, por lo cual no tienen la costumbre de usar protector solar, respetar las horas de mayor insolación, etc. ¡Tu puedes ayudarlos a mantenerte a salvo!

Por otro lado puedes minimizar el riesgo usando ropa para cubrirte, anteojos de sol (con filtro UV) y gorra. Recuerda que adoptar estos hábitos te puede ayudar a mantener tu piel sana para toda la vida...




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada